Equipos de elevación industriales. ¿Satisfacen las expectativas los modelos estándar?

Equipos de elevación industriales. ¿Satisfacen las expectativas los modelos estándar?

Por Antonio A. Llaguno Sahuquillo

Una de las ventajas que ha proporcionado la Unión Europea es la armonización de productos y servicios, así como la de los procedimientos para garantizar la seguridad e idoneidad de los productos y servicios a las necesidades de los usuarios.

Sin embargo, esta armonización, ha desembocado, también, en una uniformidad muy pronunciada de los productos y servicios que se producen y proporcionan en el Territorio de la Unión.

Cuando un producto fabricado en la Unión Europea es lo suficientemente relevante, la unión Europea genera una norma Armonizada y como su propio nombre indica pasa a ser un producto “armonizado” es decir que los productos que los fabricantes desarrollan para esa aplicación acaban siendo muy similares. Es verdad que pueden diferenciarse por aspectos como la calidad o el precio, pero, en el fondo es el mismo producto.

Sin embargo, los entornos industriales tienen la particularidad de que generalmente no son estándar. Las necesidades de elevación que puede tener un entorno industrial son muy diversas y, generalmente, particulares de ese entorno industrial concreto.

Así pues, podemos tener requisitos completamente anómalos, como atmósferas potencialmente explosivas, espacios reducidos, muy grandes cargas. Recorridos curvos o no estrictamente verticales, entornos agresivos debido a productos químicos, polvos o al mar, y sobre todo que los productos a proporcionar deben satisfacer requisitos muy especiales y concretos determinados por el proceso productivo al que se tiene que incorporar la solución de elevación que proporcionamos.

La tentación, muchas veces, es adaptar la necesidad del cliente a nuestro producto estándar. Y habrá multitud de ocasiones en que un producto estándar podrá ser empleado en un proyecto industrial con una adecuación al problema del cliente que sea satisfactoria, pero hay también, muchas operaciones en que la solución proporcionada al cliente se admite, solamente, en un ambiente de resignación por parte del usuario, es decirlo que le entregamos es un “mal menor” o un “bien insuficiente” pero que se le presenta como la única alternativa.

Pero… ¿Es esa la única alternativa que nos ofrece a los fabricantes la “armonización” europea?

Hay que contestar con rotundidad que no. Una de las líneas rojas que la Unión Europea no se permite cruzar en su legislación comercial es la de restringir la innovación y la competitividad de los productos europeos basada en esa innovación.

Se puede diseñar, desarrollar y producir soluciones de elevación “a medida” de las necesidades del cliente.

Es cierto que es más complejo y laborioso; pero es sin ninguna duda mucho más satisfactorio para el cliente en especial ante necesidades del sector industrial.

Es evidente que desde un pensamiento centrado en las “necesidades” (y la comodidad) de la fábrica, salirse del estándar que nos muestran las Normas Armonizadas es una molestia considerable, pero desde un punto de vista comercial, nos permite proporcionar al cliente final exactamente lo que necesita en incluso, en ocasiones, si conocemos bien sus procesos productivos, podemos proporcionarle mejoras a esos mismos procesos lo cual redundará en un servicio mucho más satisfactorio para nuestro cliente y en una mejor prestación ya sea, proporcionando mejoras en calidad, plazos, precioso servicios.

TURBOIBER ELEVACIÓN SL, tiene una dilatada experiencia en generar soluciones innovadoras que se adaptan a las necesidades específicas de cada cliente proporcionando productos y servicios muy flexibles, habiendo llevado a cabo algunas de las soluciones de elevación más innovadoras y singulares de los últimos años en Europa.

Y todo ello con la garantía que da el poder hacerlo completamente conformes con la legislación europea más exigente y provistas de los certificados necesarios para apuntalar la confianza y la satisfacción de sus clientes. 

No hay comentarios

Publica un comentario